Archivo RTM
TWN Africa
TWN
Acerca de la Red

El “sueño chino”

Viernes 29 de marzo de 2013 - No. 107 - Año 2013

Martin Khor

El nuevo presidente de China, Xi Jinping, puso al mundo a especular cuando habló de “luchar para alcanzar el sueño chino de un gran rejuvenecimiento de la nación”. Un periódico occidental comentó que se trataba de un sueño nacional colectivo, contrastándolo con el “sueño americano” de dar a los individuos igualdad de oportunidades. Pero para los chinos, la promesa de un renacimiento de la nación es un recordatorio de la humillación colectiva de la época colonial y el “sueño” de recuperar su lugar como líder mundial en ciencia, tecnología, economía y cultura.

El alto crecimiento de las últimas décadas impulsó la economía y confianza de China. Sin embargo, los nuevos líderes surgidos de la transición de autoridades que concluyó la semana pasada enfrentan numerosos y graves desafíos que deben resolverse para dar cumplimiento al “sueño chino”.

En primer lugar, la necesidad de combatir la corrupción generalizada. Para Xi, ésta es su tarea prioritaria y advirtió que el mal podría llevar al colapso del Partido Comunista y a la caída del Estado. En general, los nuevos líderes prometen acabar con la corrupción, pero pocos lo han conseguido. Si el nuevo presidente chino gana esta batalla, sería un gran logro.

En segundo lugar, los procedimientos administrativos y el abuso del poder oficial, que provocan ineficiencia e injusticias a escala local. En su primera conferencia de prensa, el nuevo primer ministro, Li Keqiang, prometió sacudir el sistema, reconociendo las dificultades que presentan los intereses creados. Para esto, se comprometió a reducir un tercio de los mil setecientos temas que requieren aprobación de los departamentos gubernamentales. La nueva consigna es la frugalidad. Se recortará el gasto en oficinas, edificios, viajes y agasajos gubernamentales (“¡No más grandes banquetes oficiales!”) y los ahorros se destinarán al desarrollo social.

En tercer lugar, la complejidad de hacer funcionar la enorme y complicada economía china. El país apunta a un crecimiento continuado de entre siete y ocho por ciento anual. Pero el resto de la economía global anda mal. Por lo tanto, el país debe pasar de un crecimiento orientado a la exportación a otro dirigido a la demanda interna, y de un crecimiento interno orientado a la inversión a otro dirigido al consumo. Pero no es nada fácil aplicar esta nueva estrategia de crecimiento que el gobierno ha aceptado.

También están los desafíos de administrar la moneda, las cuantiosas divisas y la regulación de las corrientes de capital, con el objetivo de que las finanzas sirvan a la economía real a la vez que no se conviertan en fuente de una nueva inestabilidad.

En materia de comercio exterior, China ha tenido éxito en construir una poderosa máquina exportadora. Pero el crecimiento de las exportaciones hacia Occidente se está enlenteciendo por la situación de cuasi recesión y los productos chinos deben hacer frente a nuevas y crecientes formas de proteccionismo, como aumento de los aranceles utilizando medidas antidumping y antisubvenciones. Al mismo tiempo, otros países en desarrollo se están poniendo en guardia ante sus crecientes importaciones de artículos chinos baratos. ¿Cómo podría China atender sus preocupaciones y lograr una situación de mayor equilibrio y beneficios mutuos?

En cuarto lugar, los problemas sociales. La pobreza sigue siendo importante en varias zonas de China. Las desigualdades sociales se han agravado y existen enormes diferencias entre los ingresos de ricos y pobres, así como entre zonas urbanas y rurales, lo cual es políticamente desestabilizador. La redistribución del ingreso para mejorar a los grupos de menores ingresos puede cumplir dos objetivos: reducir las desigualdades sociales y crear la base de demanda para el crecimiento orientado al consumo. Las políticas pueden incluir aumento de salarios, prestación de servicios sociales por el Estado y transferencias de ingresos hacia los sectores más pobres.

En quinto lugar, la necesidad de abordar las crisis ambientales, entre las que figura la escasez de agua, el aumento de las inundaciones, el cambio climático y la contaminación del aire en las ciudades. Estudios recientes demuestran los peligros para la salud que ha traído el agravamiento de la contaminación del aire, entre los que figuran los 2,6 millones de muertes anuales por cáncer. Muchas de las protestas de los últimos años han girado en torno a problemas ambientales, como el caso de industrias contaminantes ubicadas cerca de comunidades. ¿Cómo puede China integrar la preocupación ecológica a su estrategia de desarrollo?

En sexto lugar, las relaciones exteriores. El presidente Xi reafirmó la semana pasada el principio de “desarrollo pacífico” y anunció que China nunca buscaría la hegemonía. Es necesario resolver los diferentes reclamos sobre el Mar Meridional de China de manera adecuada y pacífica, y crear confianza entre sus vecinos acerca de este principio.

China, que aún tiene mucho de país en desarrollo en términos de ingreso per cápita, también necesita posicionarse con el resto del mundo en desarrollo en las negociaciones y relaciones internacionales. Al mismo tiempo se espera que ofrezca preferencias y ayuda especial a los países más pobres y que sus inversionistas en el exterior sean social y ambientalmente responsables.

El mayor reto para China consiste en la capacidad de manejar las relaciones exteriores con países desarrollados, en particular con Estados Unidos. China es una potencia en ciernes y es percibida como rival por quienes temen perder su antiguo predominio. Mantener la estabilidad política con esas potencias es importante aunque, por supuesto, esto no depende solo de China.

Las mencionadas son solo algunas de las dificultades que enfrenta China para cumplir su sueño de rejuvenecimiento. Y, como cualquier sueño, no es imposible lograrlo, pero el camino es largo y difícil.

Martin Khor, Fundador de la Red del Tercer Mundo y director ejecutivo de South Centre, una organización de países en desarrollo con sede en Ginebra.


Publicado: Viernes 29 de marzo de 2013 - No. 107 - Año 2013

Sin Comentarios

Envíe su comentario

XHTML: Allowed tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

*

Contact Form Powered By : XYZScripts.com