Archivo RTM
TWN Africa
TWN
Acerca de la Red

Cambio climático: contribuciones nacionales

10 de julio de 2015 - No. 217 - Año 2015

Centro del Sur en colaboración con Third World Network (TWN)

La cuestión de las contribuciones previstas determinadas a nivel nacional (CPDN) se han convertido en uno de los elementos más importantes del proceso del 21º período de sesiones de la Conferencia de las Partes (COP21) de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre Cambio Climático (CMNUCC), que tendrá lugar en París en diciembre de 2015. Los países han puesto en marcha el proceso de preparación de sus CPDN. El objetivo de este documento es brindarles a los países información sobre los antecedentes de las CPDN y directrices sobre la manera de formularlas.

FLEXIBILIDAD. Aunque se espera que los países presenten sus CPDN antes de la COP 21 de París, hay bastante flexibilidad en lo que respecta al ámbito, la metodología y el calendario para la presentación de las CPDN. Los países en desarrollo deberían ser conscientes de esta flexibilidad y usarla adecuadamente.

AUSENCIA DE CONTRIBUCIONES PARA FINANCIACIÓN Y TECNOLOGÍA. El ámbito de las CPDN de los países desarrollados debería incluir las contribuciones en materia de financiación y tecnología. Sin embargo, estos países han dejado en claro en la COP20 de Lima que no lo harán.

CONTRIBUCIONES PARA LA ADAPTACIÓN. Los países en desarrollo pueden escoger si incluyen la adaptación (así como las pérdidas y daños como parte de la adaptación) en sus CPDN. La ventaja de hacerlo es que pueden mostrar la gama completa de sus medidas en relación con el cambio climático, que van más allá de la mitigación, y de esta manera indican también cuáles son sus necesidades de apoyo financiero y tecnológico. Sin embargo, los países en desarrollo que elijan incluir la adaptación (y las pérdidas y daños) deberían indicar que las contribuciones que presentan en estos ámbitos tienen por objeto informar a los Estados Miembros y a la opinión pública y no constituyen obligaciones internacionales en virtud de la CMNUCC ni de lo acordado en París.

MITIGACIÓN. Con relación a las contribuciones para la mitigación, la decisión de la COP20 sobre el GPD y las CPDN presenta en el párrafo 14 una lista de elementos de información que los Estados Miembros deberán comunicar, a saber: « información cuantificable sobre el punto de referencia (con indicación de un año de base, cuando proceda), los plazos y/o períodos de aplicación, el ámbito y la cobertura, los procesos de planificación, los supuestos y los enfoques metodológicos, incluidos los destinados a estimar y contabilizar las emisiones y, cuando sea el caso, las absorciones antropógenas de gases de efecto invernadero, y una indicación de los motivos por los que consideren que su contribución prevista determinada a nivel nacional es justa y ambiciosa, a la luz de sus respectivas circunstancias nacionales, y de la manera en que contribuye a la consecución del objetivo de la Convención, enunciado en su artículo 2». No obstante, en el párrafo se explica que la información sobre CPDN que presenten las Partes «podrá incluir, entre otras cosas, según corresponda», los elementos incluidos en la lista mencionada arriba. Por lo tanto, cada país tiene la libertad de escoger entre los elementos de la lista cuáles incluirá en las CPDN del país para la mitigación.

FALTA DE INFORMACIÓN PERTINENTE. Uno de los inconvenientes que muchos países en desarrollo deberán afrontar al preparar sus CPDN es que varios elementos importantes de información no estarán disponibles en el momento de la preparación. Estos son algunos de los problemas: a) Falta de información sobre los recursos financieros y de transferencia de tecnología que tendrán a su disposición los países en desarrollo, en especial los que están preparando sus CPDN. b) El país no ha preparado aún planes de acción exhaustivos (ni siquiera iniciales) de mitigación o adaptación (ni de pérdidas y daños). Por esta razón, presentar «contribuciones» antes de que los planes estén listos equivale a poner el carro antes de los bueyes. c) Puede que el país no haya hecho o terminado todavía una evaluación de sus necesidades sobre recursos financieros, tecnologías, instituciones y recursos humanos, etc., por lo que le será difícil presentar sus necesidades o la disparidad entre las necesidades y los recursos y tecnologías disponibles.

LAS CPDN INICIALES PUEDEN REVISARSE POSTERIORMENTE. Por estas y otras razones, es recomendable que los países en desarrollo presenten CPDN iniciales y que algunas contengan cifras y otras no. Deberá quedar entendido que los países podrán revisar sus CPDN iniciales y/o proporcionar más información (en particular, sobre sus necesidades en materia de recursos financieros o tecnológicos).Entre la COP21 de París y el primer año del acuerdo de París, es decir, a comienzos de 2020, hay un lapso de cuatro años por lo que hay tiempo suficiente para que los países revisen sus CPDN. Así pues, los países no tienen que sentirse obligados a presentar una serie completa de información o las medidas más ambiciosas que puedan prever, ya que el conjunto de contribuciones inicial puede modificarse durante el período de cuatro años antes de 2020. Habida cuenta de que aún no se les ha comunicado información sobre recursos financieros o apoyo tecnológico, los países en desarrollo no conocen todavía el nivel de apoyo que tendrán a su disposición. Por tanto, no tienen necesidad de presentar las medidas que consideren más ambiciosas pues quizás deban esperar a que haya más información disponible (es decir, información sobre el apoyo y sobre las necesidades del país y la diferencia con los recursos disponibles, así como los planes de acción para después de 2020).

LAS CPDN PUEDEN SER SIMPLES. Las CPDN que han de presentar los países no tienen que ser complejas ni complicadas. De hecho, pueden ser simples: los componentes de mitigación pueden incluir los elementos o sectores y cifras disponibles, así como los componentes de adaptación y pérdidas y daños para los que el país ya tenga planes. Las promesas que hicieron la mayoría de los países después de la COP de Cancún eran en general simples. Las CPDN que ya han presentado algunos países desarrollados como los Estados Unidos y los países de la Unión Europea también son relativamente simples. Es de esperarse que las CPDN de los países en desarrollo sean incluso más simples que las de la mayoría de los países desarrollados. No debe esperarse que las CPDN sean tan detalladas y exhaustivas como la información que el país ha presentado o presentará en su comunicación nacional o en sus informes bienales de actualización. Tampoco debe esperarse que la labor de formulación de las CPDN sea tan exhaustiva como la preparación de los planes de acción y de los objetivos de mitigación y adaptación de los países. Las CPDN podrían considerarse un primer intento de llevar los planes de acción de los países al ámbito internacional como parte de su intención de lograr determinados objetivos y metas. Las CPDN iniciales de los países no son definitivas y pueden ser objeto de modificación si las condiciones cambian.

Estas son las conclusiones del documento elaborado por el Centro del Sur en colaboración con Third World Network (TWN). Es una contribución a los debates sobre las contribuciones previstas determinadas a nivel nacional (CPDN) y a la preparación de las CPDN por parte de los países en desarrollo. Ver el documento completo en www.southcentre.int


Publicado: 10 de julio de 2015 - No. 217 - Año 2015

Sin Comentarios

Envíe su comentario

XHTML: Allowed tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

*

Contact Form Powered By : XYZScripts.com